4.7
Premio Garrote

Ecuador – Juzgado Tercero de Niñez y Adolescencia de Pichincha – No se violaron derechos constitucionales en caso de mujeres que fueron drogadas y violadas

LA CORTE DETERMINÓ QUE NO HABÍA VIOLACIÓN DE DERECHOS CONSTITUCIONALES AL NO PROTEGER A UN GRUPO DE MUJERES QUE FUERON ACOSADAS Y ATACADAS. LA CORTE DETERMINÓ QUE LAS AUTORIDADES HABÍAN CUMPLIDO CON LOS REQUISITOS PROCEDIMENTALES POR LO QUE RECHAZARON LA DEMANDA POR REPARACIONES.

Caso: 17953-2010-1525
Fecha: 7 Enero 2011
Juez: Christian Recalde

Las demandantes presentaron un caso contra la Fiscalía Distrital de Pichincha, Quito y contra la Policía Judicial por violaciones a sus derechos constitucionals debido a la negligencia de parte de las autoridades. La primera demandante fue acosada y amenazada por un año y medio después de haber denunciado que los agresores habían amenazado la vida de su compañero y lo habían atacado. A pesar de que luego fue amenazada con armas de fuego y atacada, la policía no le dio ninguna protección y la fiscalía se negó a ubicarla en un programa de protección de testigos. En lugar de ello, le dijeron que debía ser ella quien averiguara sobre el crime del que había sido víctima. La mujer fue drogada y violada en otra ocasión. La segunda demandante fue drogada y violada en circunstancias similares. Tampoco fue protegida después de presentar una denuncia penal.

Las mujeres pidieron reparaciones y el reconocimiento de las violaciones cometidas contra sus derechos constitucionales en razón de la negligencia de parte de las autoridades, incluyendo sus derechos a la integridad física y mental y al acceso a la justicia.

La juez encontró que el Estado no era responsable por violaciones a los derechos de las mujeres en tanto la fiscalía analizó los casos para efectos de determinar si entraban al programa de protección de testigos y los rechazó. Por lo tanto, concluyó que habían cumplido con los requisitos procedimentales requeridos por la ley. La juez afirmó que las personas deben tener en cuenta que no siempre es posible para las autoridades judiciales con los términos legales establecidos y por lo tanto algunas demoras pueden estar justificadas. La juez determinó que las mujeres no habían cumplido todos los requisitos para solicitar ser incluídas en el programa de protección y por lo tanto no hubo violación de sus derechos.

Esta decisión se encuentra en apelación ante el Tribunal Provincial de Pichincha. Se solicitaron medidas cautelares ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos.